Publicación: 2016-10-10 22:19:26 Por: sysadmin  Fuente: Notimex

Etiopía culpa a “enemigos extranjeros” de recientes disturbios

Adis Abeba, 10 Oct (Notimex).- El gobierno de Etiopía acusó hoy a “enemigos extranjeros” de la reciente ola de violentas protestas y disturbios

Adis Abeba, 10 Oct (Notimex).- El gobierno de Etiopía acusó hoy a “enemigos extranjeros” de la reciente ola de violentas protestas y disturbios registrados en la central región de Oromia, que llevó la víspera a declarar un estado de emergencia.

“El tipo de amenazas que enfrentamos, el tipo de ataques de ahora contra a civiles, la infraestructura son incitados por enemigos extranjeros”, afirmó Getachew Reda, portavoz del gobierno de Etiopía, sin mencionar a una país de manera específica.

En una conferencia de prensa, el funcionario dijo que las protestas y disturbios en Oromia y la vecina Amara, en las que se han registrado decenas de muertes y la destrucción de numerosas propiedades, son obra de “bandas armadas” financiadas desde el exterior.

"Hay países que están directamente involucrados en la activación, la financiación y el entrenamiento de estos elementos", destacó Reda, según reporte de la televisión árabe satélital Al Yazira.

El portavoz de la Presidencia etíope aseguró que el gobierno cuenta con información fiable de que miembros del grupo extremista Frente de Liberación Oromo (OLF), que en el pasado ha sido financiado por Egipto, está detrás de los disturbios.

"Sabemos de hecho que el grupo terrorista OLF ha estado recibiendo todo tipo de ayuda desde Egipto", dijo Reda ,tras afirmar que los líderes de la organización, que antes solían refugiarse en Asmara, Eritrea, ahora están en El Cairo.

El portavoz del gobierno, dijo sin embargo, que no hay elementos que confirmen que el grupo tenga apoyo del gobierno formal de Egipto, país que ha negado cualquier apoyo a los manifestantes etíopes.

Desde noviembre pasado, Etiopía vive un movimiento de protestas antigubernamentales sin precedentes en la última década, que se inició en el centro y el oeste del país y se extendió durante el verano pasado a la norteña región Amhara y la central Oromia.

Las protestas se reavivaron hace una semana en Oromia, el principal foco de una reciente ola de manifestaciones, después de la muerte de 55 personas en una estampida humana, provocada por la Policía al lanzar gases lacrimógenos y disparos de advertencia contra manifestantes.

Según funcionarios locales, en los últimos días muchas fábricas, instalaciones públicas, empresas y vehículos fueron quemados totalmente o dañados por los manifestantes, que se han enfrentado de manera violenta contra agentes del orden.

Ante el recrudecimiento de la violencia, el primer ministro etíope Hailemariam Desalegn, declaró la víspera un estado de emergencia de seis de meses para garantizar la seguridad de la población, principalmente en la región de Oromia.

Aunque inicialmente, las manifestaciones comenzaron en Oromia en defensa a los derechos a la tierra, meses más tarde se ampliaron a otras zonas en defensa de los derechos políticos, económicos y culturales de los Oromo, grupo étnico más grande de Etiopía.

La organización Human Rights Watch (HRW) estima que al menos 500 personas han sido asesinadas a manos de policías desde que comenzaron las protestas contra el gobierno en noviembre pasado, aunque el régimen de Etiopía afirma que estas cifras “están infladas”.

te podría interesar

Últimas noticias: Sismo de 7.0 grados Richter en Nicaragua hay alerta de tsunami
Policías de la Ciudad de México evitan suicidio de un joven en Iztacalco (Video)
Alcalde de Nueva York Bill de Blasio asegura que protegerá a los inmigrantes
Ejército cubano inicia el

Videos relacionados:

Video: Empeladas de un restaurante pelean a golpes frente a los clientes
Video: Araña cazadora de come lagartija
Últimas noticias: Secretario de Cultura Rafael Tovar y de Teresa está internado, hoy 8 de diciembre de 2016
La Basílica de Guadalupe espera la llegada de siete millones de peregrinos el 12 de diciembre
Scarlett Johansson
Comentarios
Etiopía culpa a 'enemigos extranjeros' de recientes disturbios