Publicación: 2016-08-07 22:19:28 Por: sysadmin  Fuente: Notimex

Programas sociales y políticas públicas fomentan arraigo de indígenas

Por Adriana Covarrubias. Corresponsal Acapulco, 7 Ago (Notimex).- Con programas sociales, educación, la preservación de la cultura indígena y

Por Adriana Covarrubias. Corresponsal

Acapulco, 7 Ago (Notimex).- Con programas sociales, educación, la preservación de la cultura indígena y otras políticas públicas, autoridades fomentan el arraigo de las cuatro etnias indígenas asentadas en 45 municipios de Guerrero que viven en la marginación y la pobreza, informaron funcionarios gubernamentales y especialistas.

Los usos y costumbres aún se mantienen por los propios indígenas apoyados por foros de especialistas que buscan dan vida a la cultura y tradiciones de las cuatro etnias que existen en Guerrero, a través de libros y las prácticas como la aplicación de plantas medicinales en enfermedades.

El uso de la herbolaria es también por la falta de médicos, aunque es notoria la resistencia a las recetas farmacéuticas.

En Guerrero, de acuerdo con estadísticas de Inegi, estiman aproximadamente que existen 600 mil habitantes indígenas, en cuatro pueblos y lenguas que son Mixtecos, Amuzgos, Tlapanecos y Náhuatl.

Julio César Licona Omaña, delegado en Guerrero de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), informó que en el estado invierten más de 700 millones de pesos en 20 programas sociales, de infraestructura y de fortalecimiento a la economía para las comunidades indígenas y mantener el arraigo de esta población para evitar la migración.

Los 20 programas de la CDI benefician a 48 por ciento de la población, dividido en lenguas Mixtecos, Amuzgos, Tlapanecos y Nahuas.

Vivienda, electrificación, agua potable, drenaje, acceso a la alimentación, educación indígena, salud, proyectos productivos son los beneficios para esta población que habita en 45 municipios de La Montaña, la Sierra, Centro, la Cuenca Superior del Río Balsas, la Tierra Caliente y Costa Chica.

Licona Omaña informó que a los indígenas son contemplados en programas sociales y para fortalecer la economía familiar o la comunidad, a través de proyectos productivos se les brinda asesoría y apoyo financiero para la creación de granjas de cerdo, la instalación de tortillerías, panaderías y negocio de agua purificada.

También se les ha apoyado con proyectos artesanos donde se les capacita para la elaboración de artesanías de barro y pintura de laca, que se elabora principalmente en la región de la Montaña baja.

“Hacemos este tipo de proyecto para fortalecer la economía familia y fortalecer las tradiciones indígenas como es la producción de artesanías”.

La CDI también participa en el rescate de la identidad indígena a través de la cultura y se les apoya con la adquisición de instrumentos para bandas musicales y vestuarios para fiestas tradicionales.

Los pueblos indígenas, junto con los afromexicanos, también han sido beneficiados con la electrificación, a través de convenios que han firmado la CDI, los municipios y la Comisión Federal de Electricidad.

En lo que va del año se han electrificado 150 comunidades indígenas y afromexicanas, principalmente de la costa chica del estado.

Explicó que el 40 por ciento de los guerrerenses están asentados en la zona indígena, que es Montaña, Costa Chica, Montaña Baja, zona Centro y también se tiene asentamientos de poblaciones muy pequeñas en la Costa Grande.

Actualmente, dijo el funcionario federal, 54 por ciento de la población indígena tiene agua, drenaje y se busca electrificar 200 comunidades de las 7 mil que se tiene el estado.

Por su parte, Leonel Silverio García, director de servicios universitarios de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro), dijo que los indígenas siguen viviendo en la extrema pobreza, abandono y emigran hacia otros municipios y estados para mejorar sus condiciones de vida.

En un foro que se realizó en Chilpancingo, denominado “Rescate y Preservación de Pueblos Originarios y Estrategias para su fortalecimiento y desarrollo, se abordó la necesidad de impulsar políticas públicas de protección para arraigar en sus comunidades a los indígenas de las cuatro lenguas en Guerrero.

También, dijo que es necesario aprobar iniciativas en el Congreso Local para mantener la preservación de las lenguas y proteger a las personas para que no se extingan las lenguas, tradiciones, historia y conocimiento.

Los indígenas, viven en la marginación con carencias de empleo, recursos, pobreza extrema y no se ha llegado los programas sociales, salud y educación, lo que los ha obligado emigrar.

Para recuperar la identidad y el origen de las cuatro etnias indígenas, dio a conocer el catedrático, que de acuerdo con las propuestas que se dieron a conocer en el foro, se debe de proteger sus raíces a través de la creación de un centro de estudios de la lengua indígena y su cultura.

“Se debe de impulsar con iniciativas de reforma libros y traducciones de la lengua indígena a español como el Himno Nacional, en las distintas lenguas, cantos, leyendas, historia y una serie de cosas que deben de dejarlas plasmadas para preservar y se fomente su permanencia”.

Comentó que más de un millón de habitantes en Guerrero conforman los cuatro pueblos indígenas que son mixtecos, tlapanecos, náhuatl y amuzgos y se asientan en municipios del Alto Balsas, Costa Chica, Zona Norte, Centro, Montaña Alta y Baja.

Silverio García dijo que los indígenas buscan alternativa de vida, trabajo, estudio, desarrollo, principalmente empleo y la venta de artesanías, de productos del campo como fruta y muchos de ellos se desplazan a las principales ciudades de Guerrero como Acapulco, Iguala, Taxco y Chilpancingo.

“Vemos a los indígenas que bajan a las ciudades, vendiendo frutos en carretillas, hamacas, ropa y otros realizan trabajos de albañilería, el desempleo en sus comunidades los obliga a emigrar y buscar otras alternativa de vida”, señaló el catedrático.

Insistió que los usos y costumbres, deben de documentarse en libros, música, video y preservar este tipo de cultura que surge de los pueblos originarios.

Ante la falta de centros de salud y médicos en las comunidades indígenas, 70 por ciento de la población de las etnias náhuatl, mixteco, tlapaneco y amuzgo utilizan plantas medicinales.

Flores Allende Montiel, representante de pueblos y comunidades indígenas en el estado dijo que la medicina tradicional sigue siendo utilizada por los pobladores, pues han observado que con el tiempo los medicamentos elaborados de manera farmacéutica han afectado más su salud.

Los indígenas de Apango, Chilapa, Tlapa, Zitlala, Copanatoyac, Tepecoacuilco, Huitzuco, Tixtla, Atenango del Río, Iguala entre otros, utilizan las plantas medicinales para curarse o controlarse enfermedades como la diabetes, presión arterial, heridas, fortalecer las defensas, quitar el estrés hasta para la depresión.

Los indígenas acuden con curanderos para utilizar la dosis exacta y también parteras para aliviarse, pues las mujeres indígenas sienten más confianza que acudir a un hospital.

Las hojas de Teminaxixkatzin, explicó Flores Allende, la utilizan para curar y cicatrizar más rápido las heridas; la hoja de kopacchin para controlar la diabetes y fortalece las defensas del cuerpo.

El coromoro es otra hoja medicinal para quitar el estrés y la depresión entre otras más en que los indígenas recurren a la medicina tradicional.

El Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (COnacyt) desde hace tres años posibilita a mujeres indígenas que ya cuentan con una licenciatura, a ingresar a programas de postgrados y maestría en México.

La directora general de posgrado e investigación de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro), Berenice Illades Aguiar´s dijo que 20 mujeres participan en el padrón de postgrado de Conacyt que son reconocidos a nivel nacional.

Las mujeres de las etnias náhuatl, mixteco, tlapaneco y amuzgos que hablan en la lengua Mepha´á, Nasa vi y Ñomndaa ingresaron a este programa de postgrado pero antes tomaron cursos intensivos de inglés, matemáticas, de redacción de artículos, habilidades y tecnología de la información.

Las 20 mujeres indígenas fueron preparadas durante tres meses y se les apoyó económicamente para que participar en el proceso de admisión, pero sólo 16 de ellas ingresaron a los programas de posgrado en la Universidad de Morelos y otras en Guanajuato.

La doctora en ciencia, dijo que también se logró que pudieran tener un verano en una universidad canadiense y convivieron con mujeres nativas de ese país donde intercambiaron experiencias y formas de vida.

Las mujeres indígenas son de comunidades de la Costa Chica, Chilapa, Montaña y Tierra Caliente.

A pesar de las dificultades de usos y costumbres, estas mujeres indígenas han salido adelante ya que también han sufrido discriminación al no saber hablar español, que las obligó emigrar de sus pueblos a las ciudades para estudiar la secundaria o preparatoria.

Una de las mujeres indígenas ganó el postgrado es licenciada en derecho y se prepara en el tema de desarrollo sustentable y su tesis la enfocará hacia las comunidades indígenas.

Otras mujeres que lograron obtener el postgrado son químicas, doctoras y se preparan en el área de matemáticas, estadísticas, ciencias naturales, ciencias médicas y enfermería.

te podría interesar

Últimas noticias: Sismo de 7.0 grados Richter en Nicaragua hay alerta de tsunami
Policías de la Ciudad de México evitan suicidio de un joven en Iztacalco (Video)
Alcalde de Nueva York Bill de Blasio asegura que protegerá a los inmigrantes
Ejército cubano inicia el

Videos relacionados:

Video: Felina escala muro como profesional
Video: Ardilla roba luces navideñas
Gente formada en Metro Balderas de la Ciudad de México
Funcionario Público ofrece transporte gratuito para los XV años de Rubí
Jay-Z
Comentarios
Programas sociales y políticas públicas fomentan arraigo de indígenas